CPITIA valora la nueva Directiva Europea de Cualificaciones Profesionales


Parlamento Europeo

El 28 de Diciembre de 2013 fue publicada en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) la Directiva 2013/55/UE por la que se modifica la Directiva 2005/36/CE relativa al reconocimiento de cualificaciones profesionales.

Entre las principales novedades que recoge la nueva Directiva se encuentra la creación de una tarjeta profesional europea que, como certificado electrónico, ofrecerá a los profesionales interesados la posibilidad de beneficiarse de un reconocimiento de sus cualificaciones más fácil y rápido. Esta tarjeta está asociada a un procedimiento de reconocimiento optimizado y desarrollado a través del Sistema de Información del Mercado Interior (IMI). La Directiva revisada incorpora el principio de acceso parcial para determinadas profesiones e introduce algunos cambios en la definición de los requisitos mínimos de formación para las profesiones que se benefician del reconocimiento automático de sus cualificaciones. La Directiva incluye también el fomento y mayor transparencia del Desarrollo Profesional Continuo de estas profesiones que gozan de reconocimiento automático.

Como se ha puesto de manifiesto durante su tramitación, la agilización y simplificación de trámites y requisitos debe compatibilizarse siempre con el más alto nivel de calidad de formación y cualificaciones profesionales, en beneficio del interés general y la protección de los derechos de usuarios, clientes y ciudadanos. De ahí el papel de la participación activa de las organizaciones profesionales en los procesos de reconocimiento como organismos competentes y, en cualquier caso, como centros de asistencia, ya que son agentes clave para el buen funcionamiento del sistema general y de los procedimientos de carácter automático.

Sin embargo, debido a la incompetencia del Gobierno de España, la situación de la ingeniería técnica en informática se precarizará aún más, dado que España no la reconoce como profesión regulada a efectos de reconocimiento de cualificaciones profesionales. Los principales efectos perjudiciales son:

  1. Los ingenieros técnicos en informática españoles no podrán solicitar la tarjeta EU de cualificaciones, reservada sólo a profesionales pertenecientes a una profesión regulada. Esto provocará un daño enorme en la movilidad de los profesionales ingenieros técnicos en informática españoles dentro del Mercado Interior Europeo
  2. La profesión de ingeniero técnico en informática no estará en el listado de profesiones que España debe remitir a Bruselas para su visado, condenándola al ostracismo de forma ya casi irreversible.
  3. La ingeniería técnica en informática quedará excluida de los programas de formación continua europeos, con el grave perjuicio que eso supone para profesionales, clientes y las universidades que imparten grados en ingeniería en informática.

Se acaba el tiempo y el Gobierno del Sr. Rajoy sigue haciendo oídos sordos al enorme perjuicio que su inacción y sordera política están generando.

Puedes descargar el texto completo de la directiva aquí