Cesan al responsable del proyecto LexNet de justicia electrónica


Cesan al responsable del proyecto LexNet de justicia electrónica

Tan sólo veintidós días después de la entrada en funcionamiento de la plataforma Lexnet (un sistema de comunicaciones electrónicas entre Abogados y órganos judiciales) en medio de un océano de críticas por parte de la abogacía y de la judicatura, el Ministro de Justicia ha cesado a Luis Bustamante, Subdirector General de Nuevas Tecnologías. El cese se produce coincidiendo con el estrepitoso fracaso del proyecto LexNet.

La información que se había venido suministrando desde hace meses por parte de fuentes oficiales avanzaba la creación de un expediente judicial electrónico que podría ser consultado telemáticamente por profesionales y litigantes, de manera que unos y otros podrían tener una copia íntegra de su proceso judicial.

El primer revés llega de la mano de la propia Administración, que contra lo anunciado y como era evidente, no implanta el expediente electrónico judicial sino únicamente un sistema de comunicaciones electrónicas entre abogados y órganos judiciales. Es decir, una especie de correo electrónico evolucionado con el que unos y otros se intercambian comunicaciones: demandas, querellas, denuncias, contestaciones, oposiciones, escritos de trámite o las notificaciones de los Juzgados a los Letrados.

Aunque el sistema viene funcionando sin mayores incidencias y desde hace años para los Procuradores, desde el 1 de enero de 2016 y para aquellos Abogados que por la naturaleza o cuantía de un proceso en concreto no cuenten con Procurador designado resulta obligado que presenten sus escritos y reciban notificaciones a través de Lexnet. Es en este segundo aspecto donde se constata el mayor fracaso de Lexnet, porque ni las plataformas disponibles tienen el rodaje suficiente ni los órganos judiciales se encuentran preparados, ni tampoco lo están las Administraciones Públicas. En concreto las Comunidades Autónomas, responsables de integrar el sistema Lexnet en sus respectivos territorios, lo que en muchos casos ha resultado complejo debido a que los programas de gestión utilizados por cada Comunidad difieren de las restantes y del que pretende implantar el Ministerio.

El cese del subdirector general de nuevas tecnologías no deja contento a los diferentes estamentos jurídicos. Cuando los proyectos de ingeniería informática no se acometen con la debidad seriedad y por profesionales, con documentación técnica por delante, el fracaso está asegurado.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 + veinte =